domingo, 29 de septiembre de 2013

Cronica Cursa de la Fira de Igualada

Buenas noches,

hoy vengo a contaros la carrera del pasado domingo. Se disputó en Igualada, fue una carrera de montaña de entre 17 y 17'5km (hay unas fuentes que dicen que eran 17, otras que 17'1 y algunas 17'5, así que por ahí iba la cosa) y con desnivel positivo y negativo de 670m, 1340m de total acumulado. 

Era un recorrido que me conocía bastante bien, ya que se trata de subir a La Tossa y volver, y aunque hay diversos caminos a escoger, ya me imaginaba por dónde nos iban a llevar, por lo que lo tenía más o menos aprendido. A las 8 fui al estadio atlético a recoger el dorsal y a calentar, y media hora más tarde daban el pistoletazo de salida.

Empecé bien, buen ritmo y me notaba fuerte, así que en seguida me puse con el grupo de delante. Íbamos 9 prácticamente iguales, aunque a los 5 minutos aflojé ya que vi que si seguía a ese ritmo no iba a poder aguantar y a mitad de carrera me iba a pasar factura. Hubo otros 3 corredores que pensaron igual, por lo que los 5 primeros fueron distanciándose poco a poco. Así que ahí estaba yo, entre la 6ª y 9ª plaza. A medida que avanzaba fui cogiendo mi ritmo habitual y con el que me encontré mejor, más cómodo. Habíamos ido subiendo progresivamente y a partir del km 5, aproximadamente, empezó la subida fuerte. A los 5 primeros les perdimos de vista, y nosotros 4 fuimos distanciándonos unos de otros. 

Conseguimos llegar al punto más alto, lugar donde había un habituallamiento, por el que pase sin tomar nada. Algo más adelante nos juntamos 3 que íbamos pasándonos constantemente. Llegamos al km 10 y yo me encontraba bien, había aprovechado una bajada muy pronunciada para alejarme de los otros 2 y al verme con fuerzas y que iba a ser bajada ya hasta llegar al km 15 - 16 seguí con un ritmo más elevado. Fui solo hasta el km 14, donde me dio un bajón espectacular. No lo achaco ni al haber ido apretando, ni a no haber tomado nada en el habituallamiento ni nada por el estilo, no sé cómo, pero sufrí un bajón importante. 

A consecuencia de ello disminuí el ritmo, mis piernas no podían más (y eso que en cuanto a sistema cardiorespiratorio me notaba bien), me temblaban y las notaba flojas. Por unos instantes pensé en abandonar, no quería seguir, tan solo me apetecía sentarme, descansar y recuperarme. Aunque por otra parte no estaba dispuesto a tirar la toalla después de toda la carrera, además, tan solo quedaban 2km, aunque 2km en ese estado se me iba a hacer muy largo. Suerte que al poco de que me ocurriera esto, a los 3-4 minutos, se me acercó un corredor que notó mi estado y empezó a darme ánimos, a tirar de mí y a decirme que le siguiera. Así hasta el final. Durante los 2 últimos km fui junto a él, y durante todo ese tiempo, zancada tras zancada, no paró de animarme y decirme de todo para que fuera a su ritmo y le siguiera. No sé cómo lo consiguió pero hizo que de mí resurgieran las fuerzas que había perdido hacía unos minutos.

¡Qué bien sientan dos palmadas en la espalda cuando más lo necesitas! Ese es el espíritu de los corredores y de la gente que ama este deporte, no hay distinciones, si se trata de ayudar, aunque él en ese momento tuvo que disminuir el ritmo para ayudarme a terminar a mí, lo hizo sin importarle lo más mínimo. Por dentro me emocioné, ¡qué gran gesto por su parte, sí señor! Terminé la carrera gracias a él, lo reconozco, si hubiera sido por mí no sé que hubiera ocurrido. Gracias.

Al final, en los últimos 200m, fueron tales los ánimos que me dio que me hizo esprintar y todo. Y por más que le dije que le esperaba, que quería entrar con él a meta se enfadó y me dijo que ni se me ocurriera, que tirara y que esprintara hasta el final, que él sabía que me quedaban fuerzas y tenía que aprovecharlas. Volví a insistirle en que no, que entraríamos a la vez, pero una vez más me dijo que no, me dio un empujoncito en el hombro y me adelanté unos pocos metros.

Al final paré el cronómetro en 01:20:15 y terminé 7º de 77 participantes. Como conclusión, decir que dentro de lo que cabe estuvo bien, el tiempo podría haber sido mejor está claro, pero por lo que fuera (por falta de entrenamiento, por mal planteamiento a la hora de apretar, etc...) no pudo ser. Aún así hay que estar contento por lo logrado. El año que viene a intentar el TOP5, jejeje :)

Un abrazo y cuidaos mucho! Como costumbre os dejo aquí al final unas fotos de lo que fue la carrera, espero que os gusten!

- Media hora antes del inicio... a colocarse el dorsal -





- En la línea de salida poco antes de empezar - 






- Bajando del punto más alto, km 7 aproximadamente - 





- Llegando al estadio - 





- Últimos metros -







- Junto a Jordi Vallés poco después de terminar - 


- A recuperar un poco tras los 17'5km de carrera -


- Pantallazo de parte de la clasificación -